Seguir

Recibe una nueva publicación semanal en tu buzón de Correo electrónico.

Solo vemos lo que queremos ver

solo vemos lo que queremos ver
solo vemos lo que queremos ver

“Por lo regular, solo vemos lo que queremos ver; tan es así, que a veces lo vemos donde no está” – nos dice una cita de Eric Hoffer. El conocido filosofo Bertrand Russell pensaba casi lo mismo cuando mantuvo que “el viajero ve solo lo que le interesa”. Russell no fue tan sucinto en este sentido y explico que los historiadores ordenan los sucesos con arreglo a esquemas derivadas de sus propias preocupaciones: unos veían que la decadencia de Roma se debió al imperialismo, otros que se debe al cristianismo, a la malaria, al divorcio o a la inmigración. El antropólogo (o arqueólogo) selecciona e interpreta hechos de acuerdo con los prejuicios que prevalecen en su tiempo.  Decía que para estos “el salvaje es un chico servicial que hace todo lo necesario por las teorías de los antropólogos”. Se confirmaba así aquella suposición común según la cual de una historia solo es verdad aquello que se cree. Ahora, a lo mejor, entenderemos porque el brillante pensador Emil Cioran llamaba a la razón “una puta que sobrevive mediante la simulación, la versatilidad y la desvergüenza”. Nietzsche sostenía (Mas allá del bien y del mal) que los verdaderos intereses de los científicos se centran en la familia, dinero, política y muy poco en la objetividad. Es de suponer que tambien creia que solo vemos lo que queremos ver.poseido

Poseído

   En este sentido podríamos concluir que cada hombre es su propio loco, pues solo busca la confirmación de sus intenciones. Y ni el autor de este artículo se libra de este hecho del todo, aunque tiene presente el conocimiento del mismo. Porque si eres egoísta buscaras al Stirner, y si tu pensar desemboco en el poner pega a todo (nihilismo), llegaras a aquel que lo promovió mejor que nadie: al Nietzsche. De hecho este genio de la filosofía tampoco pudo librarse de sí mismo, y es de suponer que por ello ato “todo” al ego. Sintió la impotencia contra este hecho y reconoció que no solo el raciocinio sino que hasta la conciencia está expuesta ante el tirano más potente que llevamos dentro: el instinto más fuerte. Efectivamente, parece que cada uno es algo poseído por si mismo.

solo vemos

Solo vemos lo que queremos ver

   Hasta me atrevería decir que la mayoría de filósofos y pensadores solo apuntan satisfacer necesidades psicológicas de la gente, orientar los impulsos internos o la dirección del alma, discúlpeseme la algo grandilocuente locución. Rara vez son leídos estos con la inteligencia y razón fría, sino con el corazón y sus pasiones. Cuales no reconcilian nada. La psicóloga australiana Cornelia Fine bien observo en este sentido que “el cerebro puede censurar y evitar la información para conseguir una realidad más suave”. No nos olvidaremos de otro aspecto psicológico que suele pasar desapercibido al gran público. Y es que si algo te apunta como culpable de cualquier infracción de naturaleza moral, pues ese algo no será considerado como algo digno de confianza. Si no me creen pongan a un jurista o policía leer “Resurrección” de León Tolstoi y me entenderán al rato, aunque claro, habrá personas sinceras allí también. Esto tiene bastante fácil explicación: si yo como juez por ejemplo, barrunto que el sistema que sirvo está podrido, no tomare en cuenta este tipo de información porque la confirmación de tal hecho haría absurda mi existencia. Pues si estas sirviendo una causa errónea, – y esto va por los políticos y algunos burócratas entre otros, – ¿cómo reconocer que probablemente estás haciendo daño? Es mucho más fácil fijarse en la maldad del delincuente – que también los hay – y así tranquilizar mi conciencia, y de este modo confirmar que solo vemos lo que queremos ver.solo vemos

Vencerte a ti mismo

  Es de supoer que el dicho viejo “es carro o plaustro – según me pide el señorito” se referiría también a que solo vemos lo que queremos ver. Tampoco hemos de olvidarnos que nuestro pensar está condicionado por aquello que queremos ser: somos el devenir de unos sueños, con todas las pesadillas y decepciones llevadas a rastras.

   Bueno y ya que aquí no nos gusta redescubrir la rueda y citamos a mejores pensadores sin el ya patético afán de ser originales, citaremos al Hermann Hesse también: “Cuando alguien busca, puede ocurrir fácilmente que su espíritu solo vea el objeto que busca – que no sea capaz de encontrar nada ni de admitir la entrada de ninguna cosa en sí mismo, porque tiene un objetivo y esta poseído por él. Buscar es tener un objetivo, pero hallar es ser libre, estar abierto, no tener una meta.” Al no ser que tu meta es buscar la verdad, claro está… Entonces si lograras vencerte a ti mismo y contemplarla libremente.

                                                                                                                      Viorel Tsiple

¿Qué es la esclavitud legalizada y porque lo mantenemos en secreto?  Pinchar aquí (o en las palabras “esclavitud legalizada”).

comments powered by HyperComments
AYÚDANOS CON LOS GASTOS DE MANUTENCIÓN DE ESTA PAGINA POR FAVOR